ABRIL 2008



Tacoronte
El Gobierno canario dice no al puerto de Mesa del Mar
El Ejecutivo considera que la infraestructura no se ajusta a la actual normativa y dice que es inviable

El Ayuntamiento junto con los colectivos ecologistas y vecinales han mostrado su satisfacción ante la decisión de la Consejería.

P. H. MURILLO | LA OROTAVA La Consejería de Infraestructuras del Gobierno de Canarias ha rechazado, de forma definitiva, el proyecto de construcción de un macropuerto en la zona de Mesa del Mar, en Tacoronte. Según a podido saber este periódico, la citada administración comunicó su decisión por escrito a todos las partes implicadas en el proceso, en la mañana del pasado jueves. Fuentes de la Consejería de Infraestructuras confirmaron la noticia y aseguraron que el proyecto de instalación de una infraestructura marítima de estas características es inviable y no se ajusta a la actual normativa ni a los planeamientos insulares como el caso del Plan Insular de Ordenación del Territorio (PIOT).
Con el dictamen del Gobierno autónomo se cierra una polémica que ha durado más de dos años. El grupo ecologista Tacorontesemueve, uno de los principales detractores del macropuerto, ha mostrado su satisfacción ante lo que consideran "un triunfo" de todos los vecinos que han visto cómo se ha intentado cometer un atentado medio ambiental en las costas del municipio de Tacoronte.

Proyecto. El proyecto de construcción de un Puerto deportivo en Mesa del Mar fue presentado ante la Consejería de Infraestructuras del Gobierno de Canarias el pasado año por la promotora Parque Marítimo Guayonje S.A, cuyo gerente es el conocido empresario José Ana Pérez Labajos. El documento recogía la instalación de un macropuerto con capacidad para 500 atraques para embarcaciones deportivas. Del mismo modo, se contemplaba la construcción de un parque marítimo dotado de un balneario, club náutico y una piscina natural de mas de 30.000 metros cuadrados de superficie.
Tras el anuncio, el colectivo ecologistas Tacorontesemueve organizó una campaña de recogida de firmas y presentó alegaciones -más de 2.000- al citado proyecto, instando al Cabildo de Tenerife y Gobierno de Canarias a que desechara el puerto por considerarlo una seria amenaza para el litoral costero de Guayonje, una zona protegida por sus valores medio ambientales.

Satisfacción. El alcalde de Tacoronte, Hermógenes Pérez, mostró su satisfacción ante el rechazo por parte de la Consejería de Infraestructuras del macropuerto ya que "está en consonancia con el acuerdo plenario alcanzado el pasado mes de abril, en donde la corporación mostró su postura en contra de la instalación de una infraestructura portuaria de estas características". En este sentido, desde el consistorio se aludía a la imposibilidad de establecer las infraestructuras viarias necesarias para el macropuerto, como el principal escollo a la hora de ejecutar las obras del mismo.
La satisfacción del Ayuntamiento coincide con la demostrada por los vecinos y los colectivos ecologistas implicados en el conflicto, quienes desde el primer momento mostraron un rotunda oposición a cualquier construcción en la zona de Mesa del Mar. La decisión de la Consejería de Infraestructuras sobre el proyecto de puerto deportivo se produce tras el reciente rechazo manifestado por el presidente del Cabildo, Ricardo Melchior, quien indicó que el puerto era inviable.